Balanceo estático y Balanceo Dinamico

Para la mayoría de los mortales los términos alineación y balanceo en el automóvil suena como algo parecido, o llegamos a confundir una cosa con la otra . Sin embargo ambos términos hacen relación a dos cosas diferentes pero que afectan de forma directa el desempeño de nuestro vehículo.

El término Balanceo , se refiere específicamente el componente neumático o llanta , para entenderlo es como si tomáramos un disco y uno de sus lados pesara mas de lo normal por lo tanto no rotaría de forma estable. En concreto cuando una llanta necesita un balanceo es cuando vamos en nuestro vehículo a cierta velocidad y notamos una vibración aunque la calle esta en perfectas condiciones, pero si disminuimos la velocidad esa vibración desaparece.

La causa puede ser algun daño en el rin debido a algún golpe o mal estado de el cucho en la llanta, para solucionarlo muchas veces se le colocan contrapesos de plomo para que el giro sea uniforme y compense ese desbalance al girar de la llanta , es algo simple que se puede verificar en nuestro taller de confianza.


Hay dos tipos de balanceo, está el balanceo estático como el que se presenta el vídeo y esta el balanceo dinámico , que es el que se realiza en ambos lados de la llanta , es decir al lado externo y el lado interno de la llanta,

Lo ideal es que se realice un balanceo dinámico , porque en el dinámico se analizan otras opciones que se descartan en el balanceo estático. Y más adelante puede ser que se genere otro tipo de inconveniente
Por lo general se recomienda hacer un balanceo cada 15,000km o si se presenta algún tipo de síntomas como el que se indicaba anteriormente.

acá un vídeo el método de balanceo dinámico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

15 − ten =